nucleo

Yoga para fortalecer el core

padmasana

Las posturas (asanas) en yoga nos permiten trabajar todo el cuerpo. No solo aquellas partes visibles para nosotros sino también a nivel interno.

En yoga el trabajo de core se convierte en una parte importante donde fortalecer nuestra zona abdominal.

¿Qué es el core en Yoga?

La palabra core significa “núcleo”, “centro”. Es importante saber que el core no solo lo forma la zona de los abdominales, la zona más superficial. Además de ellos, también lo componen el diafragma, la musculatura del suelo pélvico y la parte posterior de los abdominales. Lo podríamos definir como una especie de “faja” que rodea todas estas zonas.

El core es considerado una de las partes más importantes de nuestro cuerpo. Es nuestro centro, quien nos sujeta.

¿Por qué es importante trabajarlo durante la práctica?

Hay muchas posturas de Yoga que requieren un control, fuerza y conciencia de tu cuerpo para poder realizarlas, por eso es importante mantener el core activo a lo largo de la práctica.

Trabajar este centro nos va a traer muchos beneficios tanto a nivel físico como mental y/o emocional.

-Reduce lesiones y dolores de espalda.

El core es quien nos sujeta. Si tenemos esta zona bien trabajada y bien fuerte nos va a proteger de posibles lesiones, así como también de dolores en la zona baja de la espalda. Un core bien fuerte nos va a permitir tener una espalda sana.

-Mejora el equilibrio.

Seguramente unas de las posturas que más te cueste mantener durante la práctica de yoga sean las de equilibrio. Si disponemos de un core fuerte, trabajando bien los músculos más profundos de nuestro abdomen conseguiremos un mejor equilibrio, fuerza y estabilidad.

-Protege nuestros órganos vitales.

En la zona del core se encuentran muchos de nuestros órganos vitales. Unos músculos bien trabajados van a proteger estos órganos, además de mantenerlos erguidos.

 -Mejora nuestra postura.

Como ya he comentado un core trabajado nos da fuerza, equilibrio y nos mantiene erguidos. Si tenemos una buena base nuestra postura corporal va a cambiar, el core sujetará todo nuestro tronco superior evitando malas posturas y mejorando la alineación de la columna, de nuestras costillas, hombros y zona dorsal. El core es importantísimo para tener una buena postura.

Estos son los principales beneficios a nivel físico.

Es importante que tengas en cuenta que tener un core fuerte no significa tener unos abdominales marcados. En el core se trabajan también aquellos músculos más internos de nuestra faja abdominal, siendo incluso más importantes o eficaces que los abdominales superficiales.

Core y tercer chakra

El core está relacionado con el tercer chakra (manipura) que se encuentra en la zona del abdomen. Este chakra es el centro más importante de la energía vital.

A nivel emocional tener un core fuerte nos da empoderamiento, nos llena de vitalidad, nuestro estado de ánimo cambia al desaparecer esos dolores o molestias de espalda, mejora nuestra digestibilidad no solo a nivel físico sino también emocional. Cuando el núcleo del cuerpo está equilibrado tanto en lo muscular como en lo digestivo, puede ayudarnos a experimentar un sentido más fuerte de nosotros mismos.

Namaste!!!

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.
Privacidad